Preguntas

En materia de protección de datos

Preguntes LOPD

Tens altres preguntes?

Consulta'ns sense compromis

¿Quién necesita cumplir con la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD)?

Empresas, profesionales, instituciones, asociaciones, clubes, comunidades de propietarios, administración pública… cualquier entidad pública o privada que recoja, almacene o gestiono datos personales de terceros.

No importa el tamaño, ni el tipo de negocio, lo fundamental de la LOPD se que protege los derechos fundamentales de las personas a su privacidad, intimidad personal y familiar y honor.

¿La Protección de Datos es una moda?

Hace 30 años la información personal era facilitada en casos puntuales y difícilmente estaba en riesgo de ser utilizada para otros fines ajenos a los acordados. Hoy, en la era digital, existe un flujo masivo y constante de datos personales y se han convertido en valioso motivo de negocio. El futuro no va a frenar esta tendencia, por eso surgen normas que protegen a las personas y preservan sus derechos individuales.

¿Qué dice la LOPD?

La ley vigila  los derechos de las personas, de manera que el responsable de almacenar y tratar los datos tiene que, simple y fundamentalmente, asegurar la confidencialidad y buen uso de estos datos que le han sido cedidas.

Así, otorga el derecho a las personas a decidir sobre el uso y destino de su información; a quién y qué información personal quiere suministrar; hasta cuando pueden utilizar sus datos y poder acceder, rectificar, oponerse o cancelar su información personal.

¿Es obligatorio cumplir con la LOPD?

Sí, como Ley es de obligatorio cumplimiento si se trata información de empleados, cllientes, proveedores, contactos comerciales, e-mails de consumidores / seguidores...

¿Y es sólo un requisito legal?

No, cumplir con la LOPD también es un compromiso ético y responsable con todas las personas relacionadas con cada negocio, un motivo de diferenciación, de buena imagen, de confianza y seguridad,  y una oportunitat de ventaja competitiva.

Ignorar la LOPD deja el negocio en constante situación de riesgo por ataques o grietas de seguridad, lesiona su credibilidad y está expuesto a sanciones  totalmente evitables.  

La LOPD es la herramienta esencial en la era de la información.